Publicación destacada

Poema Yaraví IV del libro Yaravíes de Mariano Melgar - Poetas inmortales

¡Qué tal! ¡Qué tal! Aliadas y aliados, les presento uno de los poemas más melancólicos, que escribió en vida el inmortal poeta y héroe arequipeño Mariano Melgar (10 de agosto de 1790 - 12 de marzo de 1815). Es un personaje histórico por participar en la revolución de Mateo Pumacahua, inicios fundamentales para la independencia del Perú.


Se cuenta que cuando fue capturado por los españoles, luego de un enfrentamiento armado. El era parte de los presos de guerra, quienes eran sacrificados para infundir miedo a quienes tambien querían revelarse. El poeta al frente de los fusiles de la época, cuales eran apuntados por los realistas directamente a su cuerpo. Cada uno lo miraba con maldad y el no tuvo miedo, incluso quisieron burlarse diciendo «Póngale este pañuelo a sus ojos para que su muerte sea mas tranquila y muera sin ver los disparos» El héroe dice valientemente sus casi últimas palabras «Ustedes son los ciegos, que no quieren ver, ustedes pónganse eso porque el Perú será libre antes de 10 años». Justo esa misma frase es replicada en algunos libros de historia del Perú, tambien está presente en películas sobre la independencia peruana.


Para su época Mariano, fue un intelectual muy destacado se narra tambien que se enamoro de Silvia, a quien le dedica la mayoría de los poemas de desdicha y amor. Al saber que ella no le correspondía, toda esa circunstancia hizo que se decepcione del romance y justo en esos momentos se presento la oportunidad donde el amor por su patria fue mas fuerte. Uno de los poemas dice «Por Silvia amo a mi patria». Lo que puedo suponer que el amor que tenía a Silvia fue motivo para amar más a su país, el echo de que Melgar hiciera de su vida un poemario y que con broche de oro ofrendara su vida por el Perú, no tiene precio por esa razón es un poeta inmortal.


Yaraví IV - Yaravíes


Vuelve que ya no puedo

Vivir sin tus cariños:

Vuelve mi palomita,

Vuelve á tu dulce nido.


Mira que hay cazadores

Que con afan maligno

Te pondrán en sus redes

Mortales atractivos;

Y cuando te hayan preso

Te darán cruel martirio:

No sea que te cacen,

Huye tanto peligro.

Vuelve mi palomita,

Vuelve á tu dulce nido.


Ninguno ha de quererte

Como yo te he querido,

Te engañas si pretendes

Hallar amor más fino.

Habrá otros nidos de oro,

Pero nó como el mío :

Por tí vertió mi pecho

Sus primeros gemidos.

Vuelve mi palomita,

Vuelve á tu dulce nido.


Bien sabes que yo siempre

En tu amor embebido,

Jamás toqué tus plumas,

Ni ajé tu albor divino;

Si otro puede tocarlas

Y disipar su brillo,

Salva tu mejor prenda,

Ven al seguro asilo.

Vuelve mi palomita,

Vuelve á tu dulce nido.


¿Por qué, dime, te alejas?

¿Por qué con odio impío

Dejas un dueño amante

Por buscar precipicios?

¿Así abandonar quieres

Tu asiento tan antiguo?

¿Con que así ha de quererte

El corazon herido?

Vuelve mi palomita,

Vuelve á tu dulce nido.


No pienses que haya entrado

Aquí otro pajarillo:

Nó, palomita mía,

Nadie toca este sitio.

Tuyo es mi pecho entero

Tuyo es este albedrío;

Y por tí sola clamo

Con amantes suspiros.

Vuelve mi palomita,

Vuelve á tu dulce nido.


Yo solo reconozco

Tu bello colorido,

Y solo sabré darle

Su precio merecido,

Yo solo así merezco

Gozar de tu cariño;

Y tú solo en mí puedes

Gozar dias tranquilos.

Vuelve mi palomita.

Vuelve á tu dulce nido.


No seas, pues, tirana:

Haz las paces conmigo:

Ya de llorar cansado

Me tiene tu capricho,

No vueles más, no sigas

Tus desviados giros,

Tus alitas doradas

Vuelve á mí que ya espiro

Vuelve que ya no puedo

Vivir sin tus cariños,

Vuelve mi palomita,

Vuelve á tu dulce nido.


Interpretación a criterio mío


Aclaro que es una interpretación personal, debido a que se puede leer e interpretar de manera diferente por cada lector, por tratarse de un tema subjetivo. El poema describe el sufrimiento del poeta por un amor muy profundo, compara a su amada con una palomita, le dice que regrese de que no puede vivir sin su amor, que se salve de los falsos amores que la pueden hacer daño y le escribe con sentimiento que sus detalles son como alitas doradas, donde el nunca daño sus sentimientos, pero ella si le causaba crueles martirios. Incluso al finalizar el poema suplica que vuelva, antes de que el muera; en su último respiro.


Ver videos del tema en Youtube


Figure 1. Poema Yaraví IV del libro Yaravíes - sybcodex.com
Figure 1. Poema Yaraví IV del libro Yaravíes - sybcodex.com


Referencias


Pixabay (cocoparisienne2021). Ilustración de este artículo. [Figure 1]. Recuperado de https://pixabay.com/


Redactor: Sybcodex (Joel Sotelo Bustamante)

Categoría: Literatura

Título del artículo: Poema Yaraví IV del libro Yaravíes de Mariano Melgar

Escrito en el año: 2021

Tienda online de libros: 👉 Bookshop

©Todos los derechos reservados al autor.


Comentarios

Nuestras redes sociales

Contenido relacionado