Poemas de amor del Titanic II - Inspiraciones de amor

Ambos estaban en un remolino de miradas,

adentrándose a lo profundo de un sentimiento

para iniciar la primera revelación.


¡No es justo! Pero así

son las historias de amor,

inesperadas y llenas de ilusiones

sobre el mar de la vida.


La vio a ella queriéndose suicidar

con un salto, dejarse caer al mar.

La salvo agarrando su mano,

diciendo «Rose, si tu saltas yo salto contigo».


Pero al mismo tiempo,

se trataba de un amor imposible.

Ella comprometida con otro,

el enamorado de una mujer prohibida.


Aquello no fue impedimento

para que él se confesara con ella.

Rose no pudo negarse ni fingir

que no sentía lo mismo por él;

cuando se conocieron indistintamente

ella y el a pesar de sus diferencias.


Una tarde el Titanic iba a toda marcha,

Jack le dice a Rose «Cierra los ojos».

El guía las pisadas de Rose

hasta que suba en el parante

de la popa y con sus brazos la sostiene…


Figure 1. Poemas de amor del Titanic II - sybcodex.com
Figure 1. Poemas de amor del Titanic II - sybcodex.com


Referencias


Pixabay (funnytools2020). Ilustración de esta poesía. [Figure 1]. Recuperado de https://pixabay.com/


Autor: Sybcodex

Título del libro: «Inspiraciones de amor»

Título del capítulo: Poemas de amor del Titanic II

©Todos los derechos reservados al autor.


Comentarios